Notas adaptado de Charles Finney

 

I) ¿Por qué tan poco se recibe; mientras que mucho se le pide?

  1. No estamos dispuestos, tomando en cuenta todo lo que esto implica, a tener lo que deseamos y lo que pedimos.
  2. Dios específicamente nos ha dicho que si tenemos iniquidad en nuestro corazón el no nos escucha.
  3. No es generoso.
  4. Censura y critica a otros.
  5. Es auto-dependiente.
  6. Resiste la convicción de pecado.
  7. Se niega a confesar a todas las partes correspondientes.
  8. Se niega a hacer restitución a las personas heridas.
  9. Está prejuiciado y no es sincero.
  10. Es rencoroso.
  11. Tiene un espíritu vengativo.
  12. Tiene ambición mundana.
  13. En algún punto se ha comprometido y está siendo deshonesto y ha sido negligente y ha rechazado luz adicional.
  14. Es denominalmente egoísta.
  15. Egoísta con su propia congregación (grupos de crecimiento).
  16. Resiste las enseñanzas del Espíritu Santo.
  17. Entristece el Espíritu Santo.
  18. Apaga al Espíritu por su persistencia en justificar lo equivocado.
  19. Lo entristece por no querer estar vigilante.
  20. Lo resiste al gratificar su mal temperamento.
  21. También con negocios deshonestos.
  22. Por indolencia e impaciencia para esperar en el Señor.
  23. Por muchas formas de egoísmo.
  24. Por negligencia en los negocios, el estudio y la oración.
  25. Estando demasiado ocupado en negocios, estudio y muy poca oración.
  26. Por no consagrarse completamente.
  27. La última pero la menor de todas, por incredulidad. Oras por este poder sin esperar recibirlo.
    "El que no cree á Dios, le ha hecho mentiroso."

Este es entonces el mayor pecado. ¡Qué insulto!

II) La Oración que prevalece

La Oración que prevalece es aquella que asegura una respuesta.

¿Cumple usted con las condiciones sobre las cuales Dios ha prometido que escucharía las oraciones?

  1. Fe en Dios como el contestador de la oración.
  2. Pedir de acuerdo a la voluntad revelada de Dios
  3. El no ser egoísta es una condición de la oración que prevalece = SANTIAGO 4:3
  4. Una conciencia libre de ofensas hacia Dios y hacia los hombres = 1 JUAN 3:20,22
  5. Un corazón puro es también una condición = SALMOS 66:18
  6. Toda confesión y restitución a Dios y al hombre es otra condición = PROVERBIOS 28:13
  7. Manos limpias es otra condición = Salmos 26:6; 1 TIMOTEO 2:8
  8. Resolver toda disputa y animosidad entre los hermanos = MATEO 5:23,24
  9. La humildad es otra condición de la oración que prevalece = SANTIAGO 4:6
  10. Remover todo tropiezo es otra condición = EZEQUIEL 14:3
  11. Un espíritu perdonador = MATEO 6:12 ¡Pero nótese bien el versículo 15!
  12. El ejercicio de un espíritu veraz es una condición. = SALMOS 51:6
  13. Orar en el nombre de Cristo es una condición para la oración que prevalece.
  14. La inspiración del Espíritu Santo = ROMANOS 8:26,27
  15. El fervor es una condición = SANTIAGO 5:16
  16. La perseverancia o persistencia en oración = e.g. Daniel; Jacob; Elías etc.
  17. Padecer en el alma = ISAIAS 66:8; GALATAS 4:19
  18. El uso consistente de los medios para asegurar el objeto por el cual se está orando = diezmos; folletos y obras etc.
  19. La oración que prevalece es específica = ¡Orar por un motivo definido; un objetivo!
  20. Necesitamos ser sinceros cuando presentamos nuestra oración... no hacemos falsas pretensiones ... ser como un niño, sincero.
  21. Un estado de mente que asume una fe buena en Dios y todas sus promesas.
  22. "Ser vigilantes en oración" al igual que "orar en el espíritu" = cuidar y proteger contra aquello que contrista y hiere al Espíritu de Dios en nuestros corazones.

Cuando la tierra que está en barbecho es abierta en el corazón de los cristianos, cuando han confesado y hecho restitución - si la obra es completa y honesta - ellos naturalmente e inevitablemente cumplirán con las condiciones, y prevalecerán en sus oraciones.

por Charles Finney
  Fuente: Revival Movement Association